Relax en medio del vértigo

La pandemia de COVID-19 ha sido comparada con un huracán que causa destrucción y males a su paso, pero algunos ejercicios de relajación y respiración que nos propone el escritor y experto en yoga argentino, David Lifar, puede ayudar a situarnos en el apacible y despejado centro de esa colosal tormenta evitando que nos arrastren los impetuosos vientos que giran a su alrededor.

Mencionar la palabra yoga evoca de inmediato imágenes de tranquilidad, aislamiento, silencio y relax. Sin embargo, en Buenos Aires, donde predominan el ruido, el vértigo y el hacinamiento, cada vez más personas profesionales buscan, con la práctica de esta disciplina milenaria, evitar que las exigencias cotidianas afecten su salud y su equilibrio laboral. Y lo hacen nada de la mano del yoga y la meditación.

Publicidad

Los efectos de la meditación en su vertiente individual ya no generan controversias insalvables en el léxico médico. Basta un simple recorrido por las publicaciones científicas más reconocidas para encontrar abundantes estudios que equipos de investigación de universidades y centros médicos convencionales de todo el mundo hicieron para rastrear la eficacia de esta práctica sobre el estrés y su catarata de daños psiconeuroendocrinológicos, la reducción del dolor o el control de la hipertensión arterial o la depresión.

Practicar a diario dos sencillas técnicas de relajación, en una posición cómoda y un lugar tranquilo, nos ayuda a regular la activación fisiológica que experimentamos cuando nos sentimos desbordados y a recuperar la sensación de calma mental y de seguridad –dijo a Chacabuco en Red David Lifar, director de la Fundación Indra Devi.

“Desde ya que la práctica de este yoga más adaptado a los conflictos propios de vivir en una urbe no nos va a solucionar todos los problemas, pero sí nos va a enseñar a encontrar la actitud adecuada para el momento de la toma de decisiones”, aseguró Lifar, discípulo de Indra Devi, la primera mujer occidental que enseñó el yoga en la India y que en su quinta visita a la Argentina decidió radicarse en el país para enseñar la disciplina en su propia fundación. ‘La relajación muscular progresiva consiste básicamente en tensar ciertas partes del cuerpo y seguidamente relajarlas, siguiendo un orden y prestando atención a las sensaciones que nos producen esos movimientos’.

Publicidad

La cuarentena, más o menos estricta, sigue minando la psiquis de cada uno de los que la atravesamos. A casi 8 meses de su comienzo, pasamos por diferentes estados: miedo, ansiedad, cuidado, tristeza, agotamiento, por nombrar algunos. Esto resulta en malestares físicos, dietas desordenadas o poco saludables, abandono de la rutina de ejercicios sumado al sedentarismo de estar en casa, sueño irregular o insomnio. Y todo esto puede bajar el nivel de defensas del organismo.

Pero, mientras que la realidad sea esta ¿Qué podemos hacer para enfrentarla? El Yoga y la meditación son herramientas que trabajan con el presente, el aquí y ahora, y que pueden ser de mucha ayuda.

Publicidad

Comentarios