Multitudinaria marcha por el 8M en Chacabuco

FOTOS y VIDEO: Cientos de mujeres marcharon en Chacabuco bajo el lema: "No se festeja, se lucha".

Unas 350 personas, en su gran mayoría mujeres se manifestaron esta noche frente al municipio.

Fue organizada y convocada por la Multisectorial de Mujeres que leyeron un duro documento contra los Gobiernos de Macri, Vidal y Aiola.

Luego marcharon alrededor de la Plaza y se juntaron frente al Municipio para hacer un “pañuelazo”.

Para destacar la enorme cantidad de jóvenes de entre 14 y 18 años que participaron de la marcha y cantaron y bailaron reclamando por su derechos.

Este es el documento que leyeron:

Una vez más, las mujeres y las disidencias de todo el mundo estamos impulsando un Paro Internacional por nuestros derechos para el próximo 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

Desde diferentes y distantes puntos del planeta, volveremos a sacudir los cimientos del régimen social patriarcal a través de los paros y movilizaciones con un objetivo claro: terminar con la opresión hacia las mujeres, lesbianas, travestis y trans.

En Chacabuco, al igual que en el resto del país y de 151 países del mundo, nos organizamos, adherimos a este Paro y decimos BASTA al avasallamiento de nuestros derechos. En nuestro país, el acuerdo con el FMI ha agravado la situación del conjunto de la clase trabajadora, golpeando de forma particular a las mujeres. Las paritarias fueron cerradas hasta con 20 puntos a la baja, sin cláusulas gatillos y enormes golpes a las condiciones de vida de las trabajadoras. El incremento de la pobreza nos tiene a nosotras como principales víctimas: en el sector más pobre, la brecha salarial entre hombres y mujeres asciende al 40%.

Frente a este panorama Cambiemos vuelve a intentar imponer una brutal reforma laboral y un nuevo ajuste en materia previsional, a pesar de las masivas movilizaciones de las clases populares. A las mujeres que participan del mercado laboral, les toca la peor parte de esta ofensiva. Siendo las más desocupadas y precarizadas, a su vez cargan en un 76% con las tareas domésticas no remuneradas. La falta de autonomía económica y penurias agravan la situación de opresión y violencia machista que nos somete cada día. Para el colectivo LGBTI+, el panorama es aún más desolador: la esperanza de vida de las mujeres trans apenas llega a los 35 años, y en la mayoría de los casos se ven obligadas a ejercer la prostitución como única forma de supervivencia, debido a la discriminación que sufren constantemente, y al incumplimiento del cupo laboral trans.

Cambiemos es hambre y ajuste. A nivel nacional con Mauricio Macri, provincial con María Eugenia Vidal, y local con Victor Aiola, las mujeres y disidencias sabemos que la política de género no está en la agenda de gobierno. Año tras año, el presupuesto en políticas públicas se ha reducido notablemente por decisión política de Cambiemos: en la actualidad se destina $1 por mujer para combatir la violencia de género. Esto se suma a la pérdida del rango ministerial de la ahora Secretaría de Salud de la Nación y la falta de implementación de la ESI. En nuestra ciudad, el machismo nos golpeó más fuerte que nunca: Chacabuco fue la cuna de uno de los primeros femicidios del año en el mes de enero, con el asesinato atroz de la vecina Silvia Pereyra. Sufrimos cada día con un nuevo testimonio de una piba abusada, violada, golpeada, y la falta de resoluciones judiciales para las causas y denuncias en curso, les permiten a los violentos y violadores caminar tranquilos por la ciudad, mientras nosotras nos escondemos porque vivimos con miedo. Sin ir más lejos, hace dos años ocurrió el intento de femicidio de Zulma Funes: mientras ella está internada con secuelas irremediables, su agresor toma mates libremente en la vereda de su casa.

Sin embargo, el empoderamiento y el sabernos juntas nos empujan a gritar, y dejamos en evidencia a los machos que nos creen de su propiedad, aunque la justicia no nos de respuesta y el área de la mujer, que debería trabajar para generar políticas de género y proteger a las mujeres de la violencia, no tiene presupuesto propio, y utiliza lo poco que se le destina para comprar pintura violeta y pintar dos bancos, en lugar de, por ejemplo, equipar correctamente el refugio para mujeres víctimas o capacitar a sus propias representantes en materia de género.

En este tercer Paro Internacional seguimos luchando por el derecho al aborto libre, legal, seguro y gratuito, negado sistemáticamente a través de los años por el Estado y la Iglesia, instituciones que actúan como garantes de la violencia física, sexual y reproductiva sobre las mujeres. En los últimos meses, el sector más conservador de la sociedad, con los religiosos a la cabeza, se han encargado de boicotear abortos legales contemplados por la ley vigente, obligando a niñas menores de 12 años a continuar con embarazos que son producto de violaciones, poniendo en riesgo las llamadas “dos vidas”. Sin ir más lejos, en el hospital público de nuestra ciudad flamean los pañuelos celestes en la puerta de la maternidad, como forma de amedrentamiento hacia las mujeres que se atrevan a intentar decidir sobre sus propios cuerpos.

Por eso, este 8 de Marzo volvemos a gritar ¡EDUCACIÓN SEXUAL PARA DECIDIR; ANTICONCEPTIVOS PARA NO ABORTAR; ABORTO LIBRE, LEGAL, SEGURO Y GRATUITO PARA NO MORIR! La organización de las mujeres es una necesidad y por eso se está forjando de manera masiva. Paramos por reclamos concretos y denunciamos a quienes se interponen en el camino de lograr estas demandas.

EL 8 DE MARZO, LAS MUJERES DEL MUNDO PARAMOS Y EXIGIMOS: – Aborto libre, legal, seguro y gratuito en los hospitales públicos.

Adhesión de la Provincia de Buenos Aires al protocolo vigente de Interrupción Legal del Embarazo.

Plena implementación de la educación sexual integral, científica y laica.

– Separación de la Iglesia del Estado. Basta de financiar la pedofilia institucionalizada.

– Pleno cumplimiento de la Ley 26.485 de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en que desarrollen sus relaciones interpersonales.

– Presupuesto local específicamente destinado a políticas de género. – Implementación de las Consejerías de la Mujer en el área de salud. Tratamiento y aprobación del expediente 16.961

– Capacitación de género para todes les trabajadores del Estado, en particular Comisarías, fiscalía, salud y área de la mujer.

– Plena implementación de la ordenanza local 7083 de adhesión a la Ley Nacional Nº 14893 que otorga y reglamenta las licencias por violencia de género.

– Implementación de la Ley 25.929 de Parto Humanizado. – Trabajo en blanco y salario mínimo acorde al costo de la canasta familiar. A igual trabajo, igual remuneración.

– Asistencia a las mujeres violentadas, gestionada por el propio movimiento de mujeres. – Implementación de la ordenanza municipal 7803/18 de “Espacio de cuidado integral de la Niñez” sobre guardería nocturna gratuita para hijes de estudiantes. Guardería en todos los lugares de trabajo. – Libertad y desprocesamiento a las luchadoras y las presas políticas.

– Justicia por todas las víctimas de abusos, violaciones y femicidios. Cárcel efectiva a femicidas y violadores YA.

– Cumplimiento del cupo laboral trans.

– Basta de femicidios y travesticidios.

– Basta de violencia económica hacia las mujeres y feminización de la pobreza. NO a los despidos.

– Basta de explotación sexual. Desmantelamiento de las redes de trata YA. – NO al recorte de la salud pública.

– NO al recorte de presupuesto en políticas de género.

– NO a las reformas laboral, previsional, fiscal y educativa, la reducción de los ingresos sociales y la represión.

– NO a las políticas de hambre que imponen el gobierno y el FMI.

– Basta de persecución a los miembros del colectivo LGBT+.

– Basta de la discriminación y la violencia machista y misógina que el Estado y la Iglesia explotan contra las mayorías populares.

Chacabuco en Red transmitió en vivo: