COOPERATIVA ELÉCTRICA

“Está en juego nada menos que el servicio eléctrico de nuestra comunidad”

El contador Jorge Pérez envió esta Carta Abierta a la Cooperativa Eléctrica de Chacabuco.

          Siempre he defendido el acuerdo entre las fuerzas políticas que tenga como objetivo consensuar políticas públicas que den respuesta a las necesidades de la sociedad. Consecuentemente, quiero hacer público mi apoyo a los acuerdos que el Gobierno Municipal promovió con Cooperativa Eléctrica para la realización de obras civiles en beneficio de nuestra ciudad.

Publicidad

          Dicho esto, como ciudadano y asociado siento también la obligación de advertir públicamente que la Cooperativa está en problemas. Y que no los va a solucionar con su sector de obras civiles, por más obras que acuerde con el Municipio.

          Según muestran los dos últimos Balances a los que tuve acceso, sus resultados económicos fueron altamente deficitarios. Más de 123 millones de quebranto en el ejercicio 2019/2020 y más de 155 millones de quebranto en el ejercicio 2020/2021, son números más que elocuentes.  

          Según manifestó el señor presidente del Consejo de Administración, ello se debe a un problema estructural. No aclaró cuál es el problema estructural. Tampoco si considera que es sólo uno. Al respecto, me permito decirle que si considera que el problema estructural es sólo uno y que radica en el cuadro tarifario, se equivoca.

Publicidad

          En efecto, durante el último ejercicio la Cooperativa compró  119.077.564 de kw, a un precio promedio de $ 2,87 por kw.  Y facturó  87.312.824 de kw, a un precio promedio de $ 10,52 por kw.  O sea, facturó la energía a los usuarios a un precio promedio 3,66 veces superior al de compra.

          Evidentemente, no radica allí el problema.

          ¿Dónde radica entonces?

          A mi entender, sin considerar las cuestiones relativas al gasto, que también son de importancia; el mayor problema radica en el hecho que, como vimos, durante el último ejercicio la Cooperativa compró 119.077.564 de kw y sólo facturó 87.312.814 de kw. Es decir, perdió de facturar 31.764.740 de kw. Aun considerando la pérdida normal de la red, la no facturación de tanta cantidad de kw resulta INADMISIBLE.

          Apelo a un simple ejemplo para facilitar la comprensión de lo que planteo: si auditamos el balance anual de un autoservicio y verificamos que compró 1.200 bolsas de azúcar, se le deterioraron 80 y sólo facturó 880, en su stock debería tener 240 bolsas. Si al revisar el depósito esas 240 bolsas no están, se plantean dos hipótesis: 1) se las robaron;  2) las vendió sin factura.

          La Cooperativa no almacena energía eléctrica. De manera que si vemos que en un año compró 119 millones de kw y sólo facturó 87 millones de kw, tenemos la irrenunciable obligación de preguntarnos ¿ QUÉ PASÓ ?, ya que de haber facturado los casi 32 millones de kw que perdió (cifra similar a la del ejercicio anterior), en vez de sufrir importantes quebrantos hubiese logrado importantes excedentes.

           Es de tal relevancia el tema, que resulta temerario que el señor presidente de la Cooperativa relativice el problema. Sencillamente porque está en juego nada menos que el servicio eléctrico de nuestra comunidad.

         Es por lo dicho que, como asociado de nuestra Cooperativa, me permito reclamar:

         Al señor presidente del Consejo de Administración,

         A los señores representantes del Gobierno Municipal ante el Consejo de Administración,

         A la señora Síndica Titular de la Entidad,

         Al cuerpo de Delegados de la Entidad y

         A la estructura política que conduce la Cooperativa, desde hace muchos años:

         Que contraten una auditoría técnica, con reconocido prestigio profesional, que determine las razones de la pérdida de energía y proponga medidas que permitan revertir en forma urgente la situación. Y por supuesto, además también y fundamentalmente, que ayude a dilucidar quiénes fueron los que se beneficiaron con tamaña ineficiencia de la administración de nuestra Cooperativa.

         No hacerlo, implicaría una gravísima irresponsabilidad de gestión en perjuicio de un servicio esencial para nuestra comunidad.

                                                                                                                            Atentamente.

                                                                                                                       Cr Jorge Aldo Pérez.

Publicidad

Comentarios

  1. Señor Hugo, antes de hablar y dar por hecho dicha situación, tenga la bondad de expresarse de otra forma hacía cualquier persona que sea. Si UD no es peronista y no me interesa que cuál partido fuere, preguntese de dónde salió la cantidad de dinero que está usando el municipio en estos momentos, cuando días atrás no tenía para aumentarle a lo empleados que limpian nuestra mugre, y si, su mugre también. Criticar y hablar mal de los demás es muy fácil, pero comprobar fehacientemente lo que dice es más complicado.

Comentarios