El Municipio continúa el reclamo por las tierras del Tiro Federal

El Juez pidió al Municipio que “manifieste su intención de continuar” con la causa.

Durante el día de ayer, el Juez Fernando Castro Mitarotonda, envió una notificación al Municipio de Chacabuco, para que “en el término de cinco días manifiesten su intención de continuar con el trámite de las presentes actuaciones y a que produzcan actividad procesal útil, a los efectos de impulsar la causa bajo apercibimiento de decretar la caducidad de la misma”.

Publicidad

Cuando pasan más de 6 meses y la parte actora no impulsa el proceso, es decir que no presenta ningún escrito, la otra parte puede pedir la caducidad de la instancia. O sea, que, si en 5 días el municipio no impulsa el proceso, caduca la instancia y termina el juicio, perdiéndolo en este caso el Gobierno Municipal.

Chacabuco en Red habló con el asesor letrado, Ignacio Orsini, quien reconoció que la otra parte pidió “la caducidad de instancia”, pero que el municipio “mañana va a presentar unas cédulas de notificación a dos vecinos” que no han podido ser notificados porque no se encontró su domicilio legal.

Historia de la causa

En mayo de 2016 el Intendente Víctor Aiola realizó una conferencia de prensa junto a concejales oficialistas y opositores para denunciar la maniobra con la que pretendían quedarse con tierras que son del Estado y que fueron donadas “con cargo” para realizar la práctica de tiro en el predio de la Avenida Miguel Gil.

Publicidad

En aquella exposición Aiola aseguraba que: “se tiene que acabar que se hagan negocios con el estado municipal por parte de privados, porque me parece que esto es un gran negociado que salta a la vista de los ciudadanos de Chacabuco y salgo a remarcar el compromiso, el apoyo de todos los sectores políticos que integran este Concejo Deliberante y las fuerzas políticas de la ciudad de Chacabuco para poner de manifiesto que cuando se toca al estado municipal se dejan de lado diferencias partidarias y se trabaja en conjunto para recuperar lo que verdaderamente es nuestro”.

El 23 de marzo de 2018, el ex asesor letrado, Carlos Costa, convocó a una conferencia de prensa en la que explicó: “El día 31 de julio de 2015 se hace por la escritura N° 81, por el escribano Ferrari, Marcelo Juan una permuta. Con el mismo número de escritura, o sea, con el mismo número 81, se hace una compra y venta. Los adquirientes son el Dr. Andrés Trotta y Nélida Ester Perisse que es viuda de primera de Caticha, Jorge. Estas dos personas compraron el Tiro Federal, después Andrés Trotta lo vende a su hermano Martín Trotta la parte que había comprado él”.

Luego adelantó que el Municipio llevaría adelante “una denuncia penal contra el escribano, que es el socio de Andrés Trotta, que trabaja en el mismo estudio; contra el presidente del Tiro Federal Falabella, contra Andrés Trotta, Martín Trotta y Perisse Nelida Ester “.

En esa conferencia de prensa, Costa, se refirió a la “venta irregular” de las tierras del Tiro Federal diciendo que es “uno de los intentos más graves de despojos que tuvo nuestro Municipio en su historia”. Y agregó que “un grupo de personas inescrupulosas, en la más absoluta clandestinidad, permutaron y posteriormente vendieron las dos quintas que conforman el Tiro Federal. Se han hecho denuncias penales y está todo administrativamente encaminado y a disposición de la asesoría letrada del Municipio con los antecedentes doctrinarios y jurisprudenciales para realizar las defensas necesarias”.

Unos días después, el 11 de abril de 2018, el Municipio realizó una denuncia Civil. En conferencia de prensa, el entonces secretario de Evaluación de Gestión, Maximiliano Felice informaba: “en el día de la fecha hemos viajado a la vecina ciudad de Junín en conjunto con el equipo técnico de la asesoría letrada de la Municipalidad de Chacabuco para hacer una presentación en el contencioso administrativo de dicha ciudad respecto a una demanda de revocación de donación con cargo y la anulación de los actos derivados del mismo en la causa que se había iniciado de manera penal de la Municipalidad de Chacabuco contra el Tiro Federal por la causa que ya es de público conocimiento”.

Posteriormente, Orsini, Asesor Letrado, recordó que “esto viene derivado de una donación con cargo realizada en el año 1988 mediante la ordenanza 663, durante el gobierno del Ingeniero Lalla. Posteriormente a eso se desarrolló normalmente el uso del Tiro Federal hasta que en el año 2014 ingresa una presentación en el Concejo Deliberante solicitando al Tiro Federal la derogación de la ordenanza alegando motivos de zonificación y algunas otras cuestiones.

Mediante la resolución 3157 del año 2015 el Concejo Deliberante con fecha 1 de Julio de ese mismo año, ratifica la opinión del Tribunal de Cuentas manifestando dos cuestiones: que el pedido realizado se debe encuadrar bajo el régimen público y que se deberá requerirse al Tiro Federal, que pida formalmente al departamento ejecutivo la autorización para la venta mediante los mecanismos que definen las leyes orgánicas de la municipalidad, como lo puede ser el remate público.

Más adelante, en el mes de Julio se realiza la permuta de las dos quintas del Tiro Federal por la chacra de propiedad de los involucrados, el señor Andres Trotta y la señora Nelida Parise. Existe también la venta de una parte indivisa a favor de Martin Trotta y de Antonela y Candelaria Fancio. La Municipalidad toma conocimiento de ese hecho en el año 2016 cuando solicita un Informe de dominio. A raíz de eso se producen todos los hechos de público conocimiento de la cual participó todo el arco político”.

Finalizando, el funcionario explicó que “la Municipalidad está iniciando las acciones para que este tipo de situaciones no se repitan, ni dejarlo solo en una cuestión política porque esto debe volcarse en lo jurídico, que son quienes deben resolverlo en última instancia”.

El 2 de octubre de 2018, la resolución de parte del Juez del Juzgado Civil N° 1, hizo lugar a la medida cautelar presentada en la demanda por parte de la Asesoría Letrada de la Municipalidad. Esto es, que la medida implicaría que no se pueda realizar ningún tipo de movimiento en el inmueble hasta tanto no se resuelva el proceso. La demanda había solicitado que se produzca una revocación de la donación.

Publicidad

Comentarios

Comentarios