Bloqueos emocionales, la enfermedad invisible

Dime qué te duele y te diré a quien perdonar o qué superar. por Daniel Beade

Hoy en día la ciencia está demostrando la importancia de los pensamientos, las emociones, los sentimientos, y cómo se resuelven en nuestra corporalidad. Hay una frase que dice ‘ninguno de tus enemigos puede hacerte tanto daño como tus propios pensamientos‘. Éstos son información, energía, vibración, y hacen una resonancia en muchos niveles.

De alguna forma atraemos a nuestra vida esa resonancia que estamos emitiendo. Por eso todos tendríamos que hacer este ejercicio: ‘pensar antes de pensar’. ¿Qué quiero decir con esto?

Camila Luzzi Creadora de Contenido Digital y Guía Experta en Sanación Emocional nos ayudará a recuperar, a repensar, a reflexionar sobre la “Libertad Emocional” que es lo más valioso que tenemos para sanar bloqueos emocionales y crear una vida plena y abundante.

¿Qué impacto tienen nuestras emociones en la salud física?

Si estás atravesando alguna dolencia o enfermedad física, quizás su causa se deba a que falta perdonar a alguien. Podría ser tu mamá, papá, una persona o situación la que te está afectando.

Las dolencias físicas que no conseguimos sanar pueden tener una causa más profunda como sentimientos que necesitamos soltar o perdonar a alguien para recuperar nuestra salud. Para lo anterior, debemos primeramente saber qué parte del cuerpo tenemos problema, derecho o izquierdo.

El lado izquierdo, nos conecta con lo maternal, el aspecto femenino y receptivo, las mujeres que forman o formaron parte en nuestra vida. Por el lado contrario el lado derecho del cuerpo con el aspecto masculino, el padre, con el exterior, hombres que forman o formaron parte en nuestra vida.

Al tener claridad de qué lado estamos enfermando podemos comenzar a buscar las causas, entre esas no necesariamente tenemos que perdonar a alguien más, ya que a veces también incluye el perdonarnos a nosotros y aceptarnos. Son muchos los aspectos emocionales o espirituales que pueden afectar físicamente a una persona. Camila menciona que; por ejemplo, problemas en el lado izquierdo podría mostrarnos nuestros miedos, angustias, sentimientos de dolor hacia nuestra madre o nuestra propia maternidad.

Cuando tomamos conciencia de qué zona del cuerpo tenemos una enfermedad y su ubicación (izquierdo o derecha), podemos comenzar a buscar si tiene causas emocionales que podemos tratar para sanar y superar esa enfermedad que nos aqueja.

Podes buscar más información mirando la entrevista completa:

Escuchar a nuestro cuerpo, lo que tiene que decirnos es un primer paso para aprender a gestionarnos nosotros mismos y desintoxicarnos de pensamientos o creencias que nos llevan a generar enfermedades psicosomáticas que nos impiden llevar una vida plena.

Más acerca de nuestro proyecto te invitamos a visitar:

http://www.modovirtual.com.ar

 

Deja un comentario